¿Qué sucede en la boca de una mujer durante el embarazo? | RIESGOS

Encías inflamadas, gingivitis o caries, son problemas habituales en mujeres embarazadas. Descuidar este tipo de afecciones conlleva, incluso, riesgos para el feto. Desde parto prematuro o bajo peso, hasta preeclampsia. Por ello, es importante estar atenta a tu boca durante embarazo y avisar a tu dentista, antes de la revisión. 

Paciente embarazada
Paciente embarazada

A continuación, explicamos que cambios se producen en  tu boca durante el embarazo, los riesgo y los cuidados que debes tener. 

Durante el embarazo se produce un aumento de las hormonas sexuales, principalmente del estrógeno y la progesterona. Para que se hagan una idea, puede llegar a niveles 30 veces por encima de los habituales durante una menstruación.

Como resultado de ese aumento hormonal, los tejidos periodontales, es decir, la encía que rodea al diente es más susceptible a las bacterias. Y además, esta encía se puede inflamar con mayor facilidad, debido también al aumento de la vascularización.

Los cambios se producen en la encía de una mujer embarazada son: 

  

  • Principalmente, aumenta el riesgo de gingivitis. 
  • Pueden aparecer lesiones en la encía, es decir, granulomas piogénos.
  • Presencia de erosiones dentales, debido al aumento de vómitos y reflujo
  • Riesgo de caries
Paciente embarazada
Paciente embarazada

Cómo reducir el riesgo de erosión o caries en el embarazo

Lo principal es mantener una correcta higiene dental. Después de los vómitos es importante enjuagarnos con agua y bicarbonato, para intentar eliminar los ácidos de nuestra boca y evitar cepillar los dientes inmediatamente después. 

Como resultado también del reflujo y de este ácido, tenemos que intentar utilizar dentífricos y colutorios, que tengan alto contenido en flúor, para que nos ayude a remineralizar y proteger los dientes y el esmalte. 

Granuloma piógeno

Una lesión en las encías muy común de las embarazas es el granuloma piógeno. Es una lesión exofítica que parece en el borde las encías, alrededor de los dientes. En la mayoría de los casos, no tiene ninguna implicación y solo con mantener una buena higiene y utilizar pastas de dientes especificas se detiene. En laguna ocasiones, hay que extirparlo pendiente una sencilla extracción quirúrgica. 

Paciente embarazada
Paciente embarazada

¿Qué pasa si ya sufro de enfermedad periodontal? 

Los cambios que se producen en la cavidad oral de una mujer durante el embarazo, también aumentan la susceptibilidad a la progresión de la enfermedad periodontal. Es decir, las mujeres que tengan enfermedad periodontal no tratada, van a sufrir un aumento de la pérdida de hueso alrededor de los dientes, durante el embarazo. Por ello, es importante visitar a un periodoncista si piensa quedarse embarazada, para tratar de evitar este tipo de afecciones. 

Y en caso de tener enfermedad periodontal deben saber que esto también tiene consecuencias en el feto: 

  • Mayor riesgo de bajo peso al nacer 
  • Parto prematuro 
  • Preeclampsia
Atención al paciente

Avisa a tu dentista

Si estas embarazada o crees que puedes estarlo, lo más importante es avisar a tu dentista. Existen una serie de procedimientos habituales en clínica, que en caso de embarazo deben evitarse. Por ejemplo, las radiografías. Del mismo modo, hay medicamentos y tratamientos que se debe evitar en mujeres embarazadas.

En caso de infecciones agudas o problemas muy dolorosos, solo a partir del segundo semestre se podrán tratar con seguridad.